Alcohol en el ambiente laboral

     Con la llamada revolución industrial , con el avance de la tecnología, la segregación del trabajo, la especialización en tareas determinadas y la producción en masa, empieza a crearse conciencia de que en este mundo,el laboral, también había que tratar de prevenir ciertos problemas, derivados de las nuevas maquinas , las actuaciones por parte del operario o consecuencias negativas derivadas del ritmo de trabajo impuesto o por la necesaria y reciente, estructuración de las tareas.Rústicamente, al principio, con intereses muy sesgados por los patronos de las empresas , puede vislumbrarse el comienzo, el nacimiento de parte de la historia de la prevención de riesgos laborales.

      Su evolución hasta nuestros días ha pasado por multitud de etapas y en nuestro pais, tiene un importante punto de inflexión en la década de los 90,momento en que como consecuencia de la incorporación de España a la CEE,se crean por parte de este Organismo directivas encaminadas a la prevención de riesgos laborales, mediante las cuales se igualen las condiciones para todos los empresarios y trabajadores de la Union.La administración española a travez de sus sistema legislativo ,culmina la transposición de las mencionadas directivas en su llamada ley de prevención de riesgos laborales, con la que contamos desde hace ya, varios años.Como ley nueva,carece del necesario desarrollo, sobre todo por ser un proyecto muy ambicioso.

      La ley ha dado como resultado una especialización en la prevención y la seguridad, con distintas vertientes separadas, la medicina del trabajo, encargada de la prevención de enfermedades profesionales, la seguridad laboral, que estudia todo lo referente a accidentes provocados por maquinas, caídas ,tropiezos etc, la higiene industrial, encargada de determinar ambientes de trabajo saludables,y la ergonomía y psicosociologia aplicada,disciplina esta, que se encarga de adaptar el ambiente laboral a las características de las personas.Otro aspecto fundamental es la implicación de todos los estamentos de la empresa en conseguir un fin común...La plena seguridad.

      A su vez esta misma ley, genera una gran cantidad de documentación aclaratoria, explicativa de como hay que llevar a cabo los mencionados mandatos que ella propugna, estos desarrollos se hacen en forma de notas técnicas,normas de obligado cumplimiento,reales decretos, realizados por organismos competentes en estas materias.

      En esencia la ley y todo su desarrollo trata de eliminar, prevenir o en el peor de los casos controlar los riesgos que pueden ocasionar accidentes laborales o enfermedades profesionales.

      Con respecto al consumo de alcohol ,en la ley, solo se encuentra una velada prohibición ,no se ha desarrollado ningún tipo de normativa al respecto,normativa que exponga claramente formas de prevenir este riesgo y digo riesgo porque en los casi inexistentes estudios a nivel español de su población laboral, se desprende claramente que mas de un 30% de los accidentes laborales son provocados por un consumo abusivo de esta sustancia.Es evidente la paradoja , no existe una correspondencia entre la magnitud del problema y los medios puestos para su solución.

      Pero existen algunos datos, ofrecidos por entidades sensibilizadas con estos asuntos que han tratado de sistematizar sus conocimientos adquiridos a través de su experiencia.

     En relación a este consumo de alcohol,hay que tener en cuenta que no solo procura daño al que lo ingiere, también al resto de sus compañeros por el alto riesgo de accidentes.

      El consumo de alcohol tiene una función social cumple un papel en distintos acontecimientos sociales, debido a esto, se dan unas cantidades totales de consumo, que son alarmantes, se suponen perdidas económicas, como consecuencia de estos abusivos consumos, millonarias.
Pero el alcoholismo no es un comportamiento erróneo, sino una enfermedad ,particularizada por una dependencia psíquica y física, la primera,la síquica, caracterizada por el no poder parar de beber,y la ansiedad por el alcohol. Y la segunda ,la física,por la costumbre adquirida del cuerpo, que requiere mayores cantidades cada vez, para conseguir efectos similares.

      En lo que respecta al trabajo existe una incompatibilidad clara del consumo de alcohol con la seguridad en el trabajo, la implicación directa o indirecta de esta sustancia con un 30% de todos los accidentes laborales que se producen ,es el mejor de los ejemplos,y una razón de peso para cuestionarse su consumo.

      Aunque los datos de incidencia del consumo abusivo no se dan de igual forma entre todas las profesiones, en las que mas se da, en varones ,es en el sector ocio, espectáculo y el trabajo en el mar.respecto de las mujeres las mayores tasas se encuentran en la agricultura,pero y en cualquier caso y en todas las profesiones las tasas mas elevadas de consumo y abuso corresponden a un tipo de trabajador varon y joven, entre 20 y 30 años.

      La erradicación de este riesgo ha de pasar necesariamente por la concienciación del trabajador, aportándole toda la información necesaria para que pueda llegar a detectar esta problemática asi como los medios de apoyo suficientes para poder llegar a superarla.
Ahora bien, tambien es fundamental que.....

      Desde el punto de vista de la empresa, la seguridad,para este o cualquier otro aspecto, deje de verse como un gasto,tomándolo desde la vertiente de una inversión, se ha demostrado que en el caso del consumo de alcohol puede costar a la empresa mucho mas de lo que esta pueda llegar a pensar en forma de baja productividad de sus empleados, la disminución en la calidad de los productos manufacturados, daños a mercancías y objetos, robos, etc...

      La siguiente no es una presentación exhaustiva y técnica, es mas bien algo practico y sencillo,facil de entender y recordar,que pretende fundamentalmente, de alguna forma, ayudarnos a entender esta problemática,e incluso que podamos llegar a descubrir ,prematuramente, rasgos en otros o en nosotros mismos que nos ayuden a prevenir los accidentes. La información esta aqui....la atención ya es cosa vuestra.

 
Juan Carlos Moya García
Director Técnico
Psicólogo Asociación ALCORE